pilates espalda

La espalda, en especial la región lumbar, es una de las zonas del cuerpo en las que se generan molestias y dolencias, tanto en hombre como en mujeres adultas, debido a malas posturas, sedentarismo, entre otras causas.

Esta condición puede combatirse un poco con la práctica frecuente de ejercicios pilates para fortalecer los músculos de la espalda, que puede hacerse en casa, en total armonía y tranquilidad.

pilates espalda

Pilates para la espalda  

Ante una molestia en cualquier parte de la espalda es recomendable acudir al médico para que haga una valoración del estado en el que se encuentra la persona. Dependiendo de ello, el especialista puede sugerir la práctica de ejercicios de rehabilitación física como los pilates.

Los cinco pilates que resultan más efectivos para fortalecer la espalda son:

  1. Posición de descanso

Consiste en arrodillarse en la esterilla y proceder a sentarse sobre los talones, descargando todo el peso de la pelvis en ellos, apoyando la frente y los brazos en el suelo. En caso de no poder llegar es válido utilizar un cojín para obtener más comodidad. Hacer inhalaciones y exhalaciones profundas para relajar y estirar la espalda.

  1. Abrazo de las piernas

Es un ejercicio sencillo que se basa en acostarse boca arriba sobre la esterilla, subir las piernas hasta que las rodillas se acerquen al pecho y sostenerlas con las manos. De ser posible es beneficioso balancearse de un lado a otro para masajear un poco la espalda.

  1. Elevación de las piernas

Este movimiento es idóneo para fortalecer los músculos de la región lumbar, el abdomen y los glúteos. Se hace acostándose en la esterilla boca abajo, flexionando los brazos para unir las manos y colocando la frente sobre ellas, luego se elevan ambas piernas juntas y se bajan de nuevo. Esto se hace unas seis veces.

  1. Elevación de la pelvis

Este pilates se hace tumbándose boca arriba sobre una estera y con las manos estiradas hacia abajo. Luego se eleva lentamente la pelvis y el área lumbar hasta donde sea posible, despegando también la espalda, quedando apoyado sobre los hombros. Hacer este ejercicio unas 10 veces fortalece la columna y los glúteos.

  1. El gato

Aun cuando parece un movimiento suave, es ideal para estirar la espalda y relajar sus músculos. Consiste en colocarse de rodillas sobre la esterilla y poner las manos en el piso, dejando la espalda totalmente plana en paralelo al suelo.

Luego se debe arquear la espalda acercando la cabeza a la pelvis y se vuelve a la posición inicial. Esto también se hace unas diez veces.

¿Quiénes pueden hacer estos ejercicios?

Todos estos ejercicios de estiramientos para la espalda pueden ser realizados por principiantes y por aquellos que se encuentran en un nivel más avanzado en esta práctica tan beneficiosa para el cuerpo.

Por supuesto, siempre es recomendable solicitar la opinión de un especialista, pues dependiendo de la molestia que se tenga en la espalda se podrán ejecutar algunos ejercicios y otros no.